Memorias de un zombie adolescente: Cuerpos muy calientes

R está muerto. Es un zombie. Su “vida” (si es que a eso se le puede llamar “vida”) es aburrida. Es siempre lo mismo. Camina, va de aquí para allá rodeado de los suyos… come carne y cerebros humanos. Cada día es igual. Cada día es lo mismo. Pero R tiene una peculiaridad. Colecciona cosas. Lástima que no le sirvan para nada… recordad que R está muerto. Recordad que es un zombie. Solo eso. Pero un día R conoce a Julie. Ella está viva. Ella es una de los últimos seres humanos vivos que quedan en el mundo. Y algo cambia en el interior de R.

Nicholas Hoult y Teresa Palmer en Memorias de un zombie adolescente

Nicholas Hoult y Teresa Palmer en Memorias de un zombie adolescente

Con esta curiosa y divertida premisa comienza Memorias de un zombie adolescente (en inglés Warm Bodies… algo así como Cuerpos cálidos), la adaptación a la gran pantalla de la novela del mismo nombre escrita por Isaac Marion y publicada en 2010. Con un discreto presupuesto de apenas 35 millones de dólares, el encargado de dirigir la película ha sido el joven Jonathan Levine, que ya había alcanzado cierta notoriedad en 2011 trabajando junto a Seth Rodgen (Lío Embarazoso) y Joseph Gordon-Levitt (Looper) en la edulcorada e inedita en nuestro país 50/50. Ahora presenta su nuevo trabajo, Memorias de un zombie adolescente, que viene producida por Summit Entertainment, los responsables financieros de toda la Saga Crepúsculo. Y llega con una premisa tan similar a dicha saga… como radicalmente diferente.

Atentos: De nuevo es una historia de amor. De nuevo implica en esa historia de amor una criatura sobrenatural (un zombie… un vampiro) y una mujer humana. De nuevo esa historia de amor sobrenatural se basa en una novela. Y por último, de nuevo… los personajes principales son adolescentes. La diferencia radical entre una propuesta y otra es que si la Saga Crepúsculo era seria… apasionada… dirigida a un público femenino deseoso de un romance trágico y terrible lleno de grandes momentos… pero tristemente una idea hueca y vacía, esta Memorias de un zombie adolescente es una comedia tan directa como divertida y simpática.

John Malkovich y Teresa Palmer en Memorias de un zombie adolescente

John Malkovich y Teresa Palmer en Memorias de un zombie adolescente

En el apartado interpretativo destacamos a Nicholas Hoult (X-Men: Primera generación), que interpreta a nuestro héroe… simplemente R, y a Teresa Palmer (rubia, australiana… que alcanzó cierta notoriedad haciendo de zorra adolescente en El Grito 2) que hace evidentemente de la protagonista femenina del cuento.

Pensad que el relato es a su manera una parodia de Romeo y Julieta (¿¿¿en serio los protagonistas se llaman R y Julie…??? Si, y el mejor amigo de R se llama M a secas… buscad las referencias en Wikipedia, amigos). Atentos al papel de John Malkovich (RED) como padre de Julie y líder del último resquicio de Humanidad que queda en la Tierra.

En resumen… MUY ENTRETENIDA propuesta. Una comedia sencilla, que se ve con una facilidad pasmosa, que para ir al cine a ver una peli sin complicaciones es francamente recomendable. Sobre todo muy destinada al público adolescente.

Lo mejor: La narración en off de R. La interpretación en general de Nicholas Hoult es BRUTAL.

Lo peor: Para lo que propone la peli… muy poco, la verdad.

Puntuación: 8/10

Ficha artística y técnica

USA. Título original: Warm bodies. Dirección: Jonathan Levine. Interpretes: Nicholas Hoult (R), Teresa Palmer (Julie), Analeigh Tipton (Nora), Rob Corddry (M), Dave Franco (Perry), John Malkovich (general Grigio). Guion: Jonathan Levine; basado en la novela homónima de Isaac Marion. Producción: Bruna Papandrea, Todd Lieberman y David Hoberman. Música: Marco Beltrami y Buck Sanders. Fotografía: Javier Aguirresarobe. Montaje: Nancy Richardson. Diseño de producción: Martin Whist. Vestuario: George L. Little.

Un comentario

  1. Desdemalokdes NIA /

    No entiendo por qué está traducido el título como “Memorias de un zombi adolescente”… La verdad es que R en el libro no tenía tanta pinta de adolescente, empezando por el vestuario. Lo cambiaron en la película. digo, no era que fuera un señor de cuarentaitantos, pero aparentaba al menos poco más de veinte años. En cuanto Julie… Nada parecida a Bella. Yo personalmente le tengo cariño a ambas, pero son más diferentes de los que creen. Yo al ver el trailer de la película imaginaba a Julie como una chica, no sé, un poco más dócil… Y la verdad no he visto la película, pero leí el libro y la verdad es que esa chica es una bomba. Es más espontánea, intrépida, habladora y divertida. Y la verdad es que he leído toda la saga Crepúsculo… Las novelas me parecieron muy buenas, pero el gran problema es que las adaptaciones al cine fueron muy malas. Hasta a mí me parecen aburridas. El film de Warm bodies se ve entretenido y bien hecho, pero la verdad es que el libro no era tan humorístico como lo parece la película. Y realmente fue buena idea agregar algo de humor, por que la atmósfera del libro era más cruda, ,más sombría en cierto modo, y pienso que sin ese agregado, la película sería tan aburrida como las de Crepúsculo. Al menos no igual de cursi, pero si igual de aburrida, a pesar de que hubieran puesto la voz en off de R.
    En fin, no me gusta que hagan comparaciones entre ambas historias. Cada una es única y fantástica por lo que es, independientemente de que se parezcan o no.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This