Ahora sí, antes no: Aburrimiento por partida doble

Tengo que reconocerlo, no he visto ninguna película de Hong Sang-Soo (Hill of Freedom), pero el cine japonés, chino, coreano, es decir, el cine asiático tiene cosas que realmente me atraen. Me gusta mucho como utilizan temas cotidianos y les da la vuelta para contar una historia profunda y que consigue que pensemos. Eso es lo que quiere conseguir el director con Ahora sí, antes no, una cinta que cuenta dos veces la historia de un encuentro. Lo cuenta de dos maneras diferentes, una de forma artificial y otra de manera sincera ¿con cuál triunfará la historia? Con ninguna, pues acaba aburriendo al respetable con una dirección confusa, unos planos interminables y unas conversaciones que en muchas ocasiones da vergüenza ajena.

Min-hee Kim y Jae-yeong Jeong en Ahora sí, antes no

Min-hee Kim y Jae-yeong Jeong en Ahora sí, antes no

Habrá público que entrará en ese juego, que le gustará el tema y le hará pensar en las relaciones, pero personalmente desconecté pasados los primeros 20 minutos. Y como su propio nombre indica, la historia que nos cuenta es la de una pareja que se conoce y pasan juntos 24 horas. Él, un director de cine de éxito, ella, una chica que quiere ser pintora. Así comienza la historia y sus 24 horas juntos. Así vemos como nuestro protagonista quiere agradar a la chica a base de no decir, en muchas ocasiones, la verdad sobre él u ocultarle información. La historia acaba mal. Después, cuando piensas que la cinta ha terminado, la historia se vuelve a repetir. Ahora la historia cambia, nuestro protagonista es sincero con la chica, cambiando por completo la historia y su final. La historia termina de la mejor manera.

Esto que parece algo interesante se convierte en un“ladrillo” bastante importante. Los interminables planos de la historia hacen que te canses. Y por no hablar de los zooms, recurso que utiliza en el 75% del metraje mareando, sin venir a cuento. Y eso es algo que saca a muchos de la historia. Pero bueno, no todo es malo en la cinta. Los dos actores están bastante bien cumpliendo con lo que tienen y consiguen que la historia sea creíble en las dos situaciones. Destaca el actor Jae-yeong Jeong (Broken), que consigue convencernos en todo momento como ese director de cine de éxito que intenta “conquistar” de dos maneras diferentes a una chica. Ella también está bien, pero no puede hacer mucho ante el nivel interpretativo que demuestra el actor.

Min-hee Kim en Ahora sí, antes no

Min-hee Kim en Ahora sí, antes no

En definitiva, Ahora sí, antes no es una película que podría haber sido bastante interesante pero que se convierte en una historia aburrida por partida doble. Hong Sang-soo no sabe imprimir a la cinta algo que la llene de vida, de emoción o de conquistar al espectador. Sólo es salvable por los actores que están en estado de gracia en todo momento y que luchan contra una historia que no da más de sí. Una lástima.

Lo mejor: Los dos actores.

Lo peor: Es muy aburrida.

Puntuación: 2/10

Un comentario

  1. M. /

    Menuda crítica, he visto la película tras leer esto y te has colado por todos lados. Quizá sea mejor que vayas a ver la próxima de los vengadores.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This