Vallo Toomla y Mirtel Pohla: “No tengo como referente a Funny Games”

Con motivo de la celebración del 64 Festival de Cine de San Sebastián, hemos tenido la oportunidad de entrevistar a Vallo Toomla y Mirtel Pohla que llegaban a la ciudad Donostiarra para presentar Pretenders, una cinta que se presentaba dentro del marco de Nuevos Directores. La película cuenta la historia de una pareja que se va de vacaciones para intentar llevar a buen puerto su relación, pero las cosas no son como parecen.

Los dos estuvieron muy simpáticos y esto es lo que nos contaron:

Vallo Toomla, director de Pretenders

Vallo Toomla, director de Pretenders

¿Cómo llegas al proyecto?

Vallo Toomla: Me ofrecieron el guion y el productor pensó que yo era la persona adecuada. Me sentía identificado con los protagonistas, por sentimientos parecidos. Además, mis cortos previos tenían algo que ver con lo que se ve en la película. Me gusta ese planteamiento psicoanalítico y de la existencia.

¿Cómo preparaste este papel que tiene una comunicación tan no verbal?

Mirtel Pohla: Para mí no importa que la comunicación sea con la voz interior o la exterior del personaje, y además yo reflejé mucho mostrar el miedo que tenemos las mujeres hoy en día y sobre todo al llegar a una edad como los 30 años. Además, hay que mostrar también los miedos en pareja cuando el mundo está cambiando por completo. Hoy en día hay muchas expectativas relacionadas con la pareja, que tienes que conseguir unos objetivos en unas ciertas edades y a lo mejor no lo haces, y eres mirada de otra manera. Además, con las redes sociales las personas siempre están compartiendo sus progresos en la vida. Y con esto de la inteligencia artificial, a lo mejor al final todo cambia y ya no hay más actores.

¿Cómo preparaste el rodaje y montaje de la cinta para conseguir mantener en tensión al público?

Vallo Toomla: No tengo un método concreto. Sobre todo, en la historia está todo conectado, pero va dando pistas, yo solo use lo que estaba en el guion, pero utilizando mi propia intuición e imaginación. Arranca poco a poco, pero jugué más tarde a jugar con los personajes y a cambiar, a ponerles en situaciones complicadas, y cuando llega la otra pareja todo se vuelve más oscuro y más dramático. Quería jugar ese aspecto y hacer que el espectador se sienta un poco incómodo.

Hay planos que juegan mucho a la simetría ¿Es una metáfora sobre lo que está a punto de romperse?

Vallo Toomla: Hay muchos elementos que están conectados, los temas son simétricos y las acciones paralelas tiene que tener algún equilibrio. Así que cuando llegamos a la casa donde rodábamos vi la simetría y no podía dejar pasar la oportunidad de hacer algo con ella.

¿Cómo trabajaste al personaje a través de las emociones?

Mirtel Pohla: Para mí, el personaje dice toda su información en el primer diálogo con el novio en el coche sobre el aborto. Luego no sabes si es frustración, venganza…como que quiere demostrar al novio que ella ha sufrido mucho y que puede ser una mujer fuerte. Pero ella necesita una protección, por eso cuando pasa todo lo de la playa ella se da cuenta de que su chico quizás no sea el hombre que debía protegerla.

La película tiene similitudes con Funny Games o Borgman, una de las ganadoras de Sitges ¿Han sido referentes?

Vallo Toomla: Funny Games no la he visto, solo escenas sueltas. Quizás pueda parecerse algo más a Let me in, pero no a Funny Games aunque puedo entender sus similitudes.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This