Yon González: “Me he reído en esta película mucho”

Este vasco con pinta de chuleta y vacilón nos recibió de la manera más humilde posible en la habitación de un conocido hotel madrileño. Yon González, protagonista de Perdiendo el norte, nos tendió la mano y una sonrisa, y rápidamente nos engatuso su ilusión por el noble arte de la interpretación. Es la primera vez en mucho tiempo que acaba la entrevista y él estaba entusiasmado de contarnos cosas, algo que es de agradecer.

Yon González en la presentación de Perdiendo el norte

Yon González en la presentación de Perdiendo el norte

Tu personaje en Perdiendo el norte se debate entre dos mujeres, Blanca Suárez y Úrsula Corberó, ¿con cual de los dos se quedaría Yon González?

Me quedaría con las 2, que mejor que un buen trió.

La cinta refleja la situación española, todos los jóvenes emigrando por trabajo. Hay alguno que lo hace por amor o por su pareja, ¿tú porque lo harías?

Me gustaría emigrar por gusto y no por necesidad. En la sociedad que vivimos hace falta dinero, emigraría por trabajo si me faltase, de hecho, ojalá no me falte. Espero hacerlo para aprender ingles bien, y vivir experiencias nuevas, y si es posible, trabajar. De amor realmente, como estoy tan pegado al trabajo, si tuviera una pareja, que no tengo, y me fuera, sería una locura renegar de todo esto. Irme por amor, si el amor es lo que mueve el mundo… al final cada uno tiene su camino y si se puede pasar bien y disfrutar de la vida, mejor.

Yon González y Blanca Suárez en la presentación de Perdiendo el norte

Yon González y Blanca Suárez en la presentación de Perdiendo el norte

Casi siempre te vemos en papeles dramáticos, pero me da la sensación que prefieres la comedia…

Hay un conflicto conmigo mismo, llevo una década haciendo drama en series. Y Perdiendo el norte es una comedia que en el fondo es un drama. Ha sido difícil esta experiencia, ha sido un reto pero me ha costado. La comedia requiere una gran técnica detrás, un gran sentido del ritmo. Si tardas más de dos segundos en decir tu texto, ya no hace gracia. La disciplina que requiere la comedia puede ser más fuerte. Lo más importante es la historia que respalda el guión, los compañeros que tengas alrededor que sean generosos y que estén a favor de obra, y sobre todo un buen comunicador que es el director, que sepa explicarte con pocas palabras, que sepa situarte en ese estado energético, dejarte la esencia de lo que tienes que contar, que te lo haga todo fácil. Por eso tiene tanta importancia el director en los proyectos cinematográficos. En televisión es distinto, una vez coges el rol del personaje, no hay tanto tiempo para poder dirigir, para marcar lo que él quiere, te tienes más que marcar a lo que es la serie. En cine si es importante tener un buen comunicador que marque los tiempos.

¿Cómo ha sido el trabajo con Julián López?

Me ha ayudado dentro y fuera de la película. Es el rey de la comedia. Es más persona que actor. Es tan buen hombre, tan buen compañero, tan generoso… ha hecho que entre escena y escena nos riamos tanto. Me he reído en esta película mucho. Le deseo a este señor mucha suerte en la vida, en este oficio, en el amor… este señor vale oro, es grande en mucho niveles.

Yon González en la presentación de Perdiendo el norte (2)

Yon González en la presentación de Perdiendo el norte (2)

¿Cómo fue el rodaje en Alemania?

Había mitad equipo español y mitad alemán, yo por suerte no tuve que relacionarme con la parte alemana. Allí en Alemania, no les cambies su estructura del orden que tienen que hacer. Así les va de bien como a nivel Estado. Me sorprendió la rigidez de hacer el cometido, son cuadriculados.

Se rumorea que te hicieron aprender alemán para un monólogo, ¿que me puedes contar al respecto?

Me aprendí 16 líneas perfectas en alemán, no sé el tiempo que invertí. Entre escena y escena tuve un profesor de alemán y estuve repitiendo y repitiendo. Vamos a grabar y me dijeron que era para la semana que viene, me pareció un reto y luego no se usó en la película. Tanto esfuerzo, tantas horas invertidas… me dormía diciendo el texto.

¿Cuáles son tus próximos proyectos ?

Tengo un peliculón. Se estrena para el festival de Málaga, el director es Antonio Hernández, un genio. Hemos hecho esta película con mi hermano, Aitor Luna. Hacemos de hermanos también en la película, hacemos de dos psicópatas, él de bipolar loco y yo todo lo contrario. Ha sido toda una experiencia. El resultado, que ya lo he visto, es cojonudo. Hemos hecho un peliculón con bajo presupuesto, porque son tres localizaciones. La película te engancha, te atrapa hasta el final. Me ha encantado que con tan pocas palabras, el director te coloca en tu sitio, ese es el arte de un genio a la hora de comunicarte. Matar el tiempo se llama la película.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This