Abdellatif Kechiche: “Me parece indecente que Léa Seydoux hable de sufrimiento”

Llega a España La vida de Adèle tan marcada por su éxito entre la crítica y en el Fesival de Cannes, donde ganó la Palma de Oro, como por la polémica que ha rodeado su estreno, con un enfrentamiento claro entre su director, Abdellatif Kechiche, la autora de la novela gráfica en que se basa (El azul es un color pálido), Julie Maroh, y una de sus protagonistas, Léa Seydoux (Misión imposible: Protocolo fantasma). En su visita a Madrid para promocionar la película, Kechiche habló largo y tendido de esos choques y de otros aspectos de su trabajo.

Abdellatif Kechiche y Adèle Exarchopoulos en la presentación de La vida de Adèle

Abdellatif Kechiche y Adèle Exarchopoulos en la presentación de La vida de Adèle

¿Qué ha pasado después de Cannes, donde se daban tantos besos y de repente le han llamado sádico? Y por otro lado que nos cuente algo sobre la polémica con la autora de la novela gráfica, que le acusa de que las escenas sexuales están hechas para un público masculino heterosexual.

Tu pregunta es totalmente legítima, pero eso no impide que tenga la sensación de estar delante de un tribunal. A veces es necesario pasar por un tribunal para expresarse. Entre todos estos asuntos habrá uno que irá a los tribunales. Antes de llegar allí, porque la justicia tarda siempre mucho en dictar sentencia, voy a empezar por Julie Maroh. Ella me puso como condición ver la película antes de Cannes para saber si le gustaba la película y sí podía presentarse ella en la proyección. Organicé un visionado en París y preferí dejarla sola viendo la película. A la salida de la proyección me escribió una carta en la que me decía cuánto le había gustado la película, cómo se había reconocido en esa película aunque la historia era totalmente diferente a la suya, cuánto le había emocionado y cómo le hubiera gustado que yo hubiera estado allí para llorar en mis brazos. Lo que ocurrió después, ese cambio de orientación, lo atribuyo a una especie de deslealtad, una falta de sinceridad y una voluntad de llevarse la atención mediática para que se hable de su cómic y de sus obras futuras, hacerse un poco la estrella. No lo necesitaba, gracias a la película ha vendido muchísimos más cómics en todo el mundo de los que hubiera podido esperar. La película ha dado a conocer su cómic, no tenía que hacerse una publicidad así y si fuera sincera podría habérmelo dicho por escrito y no decirlo públicamente. Cuando dice que yo no estaría legitimado para rodar una escena de amor entre dos mujeres porque no había lesbianas en el plató, en primer lugar ella no sabe si había o no. Y no tiene el monopolio del amor femenino, Adèle es una chica joven que no se ha acostado con todas las mujeres del mundo. Su discurso es peligroso porque insinúa un colectivo incompatible y una manera de amar incompatible en nuestra sociedad. Para su compromiso, me parece peligroso ese discurso. Creo que he dicho ya bastante.

Fotograma de La vida de Adèle (1)

Fotograma de La vida de Adèle (1)

¿Y en cuanto a la polémica con Léa Seydoux?

Lo habéis visto, es muy extraño que después de besarnos, entregas de premios, se metamorfosee así. Tanto lo que ha dicho antes o después le quita credibilidad a ambas cosas. ¿En qué momento está mintiendo y en cuál está diciendo la verdad? Es un poco esquizofrénico todo esto. Si hubiera vivido realmente el rodaje como una pesadilla, ¿por qué vino a Cannes? ¿Por qué vino a la alfombra roja? ¿Por qué subió llorando al escenario? No lo sé, pero cuando la relación es mala y se habla de sufrimiento, si se tiene una pequeñísima nobleza de alma, no vienes a Cannes. Yo hice todo lo posible para que se encontrara lo mejor posible en la película, me pareció legítimo que me diera las gracias y en público, en privado, con amigos y escribiéndome, e incluso de manera excesiva. Me dijo que la había revelado a ella misma como actriz, aunque el rodaje fuera difícil y particularmente conmigo porque los personajes eran difíciles. Me parece además indecente hablar de sufrimiento cuando haces este oficio, pero Léa Seydoux no es consciente de la realidad que nos rodea, donde hay tanta gente que sufre: primero por no trabajar, por hacer trabajos difíciles, por hacer trabajos muy mal remunerados. Me parece vergonzoso que Léa Seydoux, que gana con un anuncio tres o cuatro millones de dólares, hable de sufrimiento. Es la pura expresión del egoísmo frente al sufrimiento real que nos rodea. Este cambio ilógico lo atribuyo no sólo a una forma de egoísmo sino a una voluntad de significarse, de utilizar lo que pago yo, la promoción. Cuando compro billetes de avión, cuando aparece en su cara revistas, está allí para hacer la promoción de la película, para darle valor, y trata de destruir la película y de ser ella la protagonista, haciéndose un poco la víctima. Y me parece que es de una perversidad enorme actuar así, y hay que preguntarse quién es el manipulador y quién es el perverso en este asunto. Luego creo sinceramente que gente a su alrededor le han llevado a actuar así haciéndole creer que era en su interés, pero la realidad es que era en interés de ellos. Hay personas a las que le molesta el cine que hago y que quieren ahogar todo lo que hago y hacer que pierda credibilidad. Por eso estamos aquí, explicándonos como ante un tribunal y olvidamos a lo que aspiraba cuando hice la película, contar una historia de amor, una historia de juventud, que llegue por su emoción, y ya no nos emociona la película, nos emociona una especie de estrellita fragilizada por su director. Pero el que ha salido más frágil soy yo. Vomito sobre este gente que está alrededor de ella y que le ha movido a actuar así. Y sé muy bien quiénes son. Y tengo que precisar que no se trata en ningún caso de su abuelo, que a pesar de las diferencias de visión que tenemos sobre la profesión nunca actuaría así, y no tengo ninguna duda de que no ha actuado así. Pero hay otras personas muy próximas a ella que son auténticos perversos y manipuladores que le han llevado a actuar así.

Se dice que los artistas cuando su obra sale a la luz parece que ya pertenece al público más que al artista. Después de toda la polémica, ¿puede el artista llegar a renegar de lo que se ha convertido? ¿Esa polémica puede motivar a que más gente la vea?

Creo que una obra tiene que ser vista con una mentalidad sana. Evidentemente, la película ya no me pertenece, desde el momento en el que se difunde. Y la realidad es que, a pesar del placer que he podido tener conversando sobre la película, ya me no pertenece. Lo malo es que tampoco pertenece ya al público, no pertenece directamente al espectador porque incluso el espectador tiene un parásito en su mente que le impide vivir con la película.

¿Por qué ese cambio tan radical con respecto al final cómic? ¿Era su objetivo hacer una película más realista?

No quería que esa pasión amorosa llevara a la muerte, sino todo lo contrario, a la vida, a las ganas de vivir. Para mí, la pasión amorosa y el amor son algo maravilloso, merece la pena vivirlo a pesar de las rupturas, del dolor que puede provocar, y a pesar de este dolor tiene que dar fuerzas para vivir, ganas para empezar otras historias de amor. Porque al final lo más importante después de una historia de amor que termina en duelo es vivir otra y quizá estar más preparados para vivirla. Cuando caes, no te vas a quedar sentado en el suelo, hay que levantarse. Yo quería tener un personaje más valiente, con más sed de vivir.

Fotograma de La vida de Adèle (2)

Fotograma de La vida de Adèle (2)

Te has basado en el cómic, pero se ha titulado La vida de Adèle Capítulos 1 y 2. ¿Qué tienes previsto? ¿Qué es lo que te ha llamado la atención del cómic y que ves de él en esas futuras continuaciones?

No veo nada del cómic en la continuación, El personaje de Adèle es algo totalmente opuesto al personaje del cómic, que vive la culpabilidad, tiene miedo de vivir y termina muriendo. El personaje de Adèle tiene unas ganas reales de vivir y además el personaje del cómic está muerto, por lo tanto no tiene continuación. El personaje de Adèle no se inspira en el personaje del cómic, está inspirado en un gran número de personajes o que he conocido o que están ya en mis películas. He mostrado a través de mis películas personajes femeninos que tenían valor, libertad de espíritu, combativas, es un compendio de varios personajes femeninos que estaban en mis películas anteriores.

En toda su filmografía, aunque en la primera película que hizo que no es tan evidente, en el resto las protagonistas son mujeres. ¿Qué le aporta el mundo femenino? ¿Por qué lo retrata tanto?

Incluso en la primera también. Es difícil preguntar a un pintor por qué pinta mujeres. Habrá una explicación de psicoanálisis. Podría darte una respuesta muy vaga. Me fascina el principio femenino, me interrogo sobre ese principio y tengo ganas de representarlo.

Cuenta una historia de amor que podría pasar en cualquier pareja, de cualquier tendencia sexual. ¿Usa dos mujeres porque eso ayuda a la estética de la película o cuál es el motivo?

Sí, me parece muy hermoso estéticamente, pero también más misterioso, más intrigante. Pero dos hombres podrían haber sido también misteriosos e intrigantes, quizá no era una voluntad de provocar, sino de mostrar que el amor no tiene sexo, puedes amar a una mujer, amar a un hombre. Me parecía interesante que el espectador pudiera identificarse, porque no hay una frontera. El amor es algo mucho más libre.

Fotograma de La vida de Adèle (3)

Fotograma de La vida de Adèle (3)

¿Por qué descartó las escenas sobre la relación social y familiar a que ella sea lesbiana en favor de la relación amorosa con Emma?

No quería cargar más a los padres de Adèle. Esas escenas nos habrían hecho tomar distancia con respecto a los personajes como espectadores. Podrías revolverte por lo que les ocurría, pero no te identificarías con los personajes. Te convertiría en juez y no recordarías que era una historia sobre dos mujeres.

Al hilo de esa pregunta, tengo entendido que llegó a hacer un montaje de tres horas y 40 minutos. No sé si eso abarca todo lo que falta o si hay algo más… Y dado que no es habitual que una drama intimista comercial llegue a las tres horas,  ¿era consciente de la duración que iba a tener?

Cuando hago una película, trato de no preocuparme por la duración sino de escuchar lo que me pide, y eso es algo inconsciente, se trata únicamente de mi propio ritmo. No puedo hacer nada. Si no escucho ese ritmo tengo la impresión de estar haciendo algo más artificial, más convencional. Y escuchando este ritmo, que puede resultar extraño porque no estamos acostumbrados, tengo la sensación de ser más sincero.

¿Y cuál es más personal, la versión de tres horas que se estrena o la de tres horas y 40 minutos?

Sinceramente, no puedo contestarte, porque no puedo decir en qué momento disfruto demasiado y pierdo el equilibrio y en qué momento estaría frustrado y perdería el equilibrio también. Creo que la duración real es la que he presentado, aunque siempre lamento haber perdido una réplica, una escena, algo, y disfruto introduciendo esto en una versión más larga.

¿Esperaba la reacción que ha provocado la película en Cannes y como abanderada de los derechos homosexuales en Francia?

Sinceramente, cuando terminé la película estaba todavía inmerso en el trabajo y no me planteaba cómo iba a ser recibida. Me preparaba para defenderla en caso de ataque. Estás tan en caliente cuando vas a dejar que viva una película que ya no te pertenece, pero no pensaba que los ataques vinieran de manera externa, ajena a la película. Entonces no he podido vivir con tanto placer el reconocimiento que ha tenido la película. Pero he de decir que afortunadamente, porque ha sido un verdadero apoyo moral que la película haya sido tan bien recibida y recompensada.

Ha dicho que con esta película no quería mostrar ningún compromiso con la militancia, pero hacer una película así sobre dos mujeres es ya una especie de compromiso en este momento en Francia. Más allá de lo artístico, me gustaría que nos hablara de la labor social que puede tener el cine como arte en la opinión pública.

Evidentemente, era consciente cuando hacía la película, pero cuando digo que no quería hacer una película militante es que no quería que se limitara a un discurso, caer en la trampa de su propio discurso y convertirse en una película de colectivo, porque no hay necesidad de defender una causa cerca de los que la defienden y sí una satisfacción de que exista una película cuyo tema es la homosexualidad. Era un peligro hacer una película militante, abordar frontalmente esta causa como lo hace el cómic. Quería que la película fuera mucho más abierta, llegar al espectador independientemente de su orientación sexual. La película en sí es comprometida, pero no quería que se hiciera de manera frontal. El discurso aparente o visible es contraproducente.

Fotograma de La vida de Adèle (4)

Fotograma de La vida de Adèle (4)

Me gustaría que hablara de la estética de la película y de esa meticulosidad con la que ha conseguido que no haya ningún plano donde no haya algo azul.

Es involuntario. En todo caso, hay una voluntad estética más desarrollada que en mis otras películas de armonizar los colores con un azul dominante, de colocar un rojo en el plano de atrás en una flor, en un cenicero o un jarrón para poner más en relieve el azul. Me he preocupado más que en mis otras películas, pero no hasta el punto de sacarlo en cada plano. Iba a armonizar, pero no hasta reflexionar sobre ello en cada plano, estaba más preocupado por la expresión de los rostros.

¿Por qué esa delectación por la comida? Adèle nos ha dicho que con tantos planos con el kebab ya le produce algo de rechazo…

Estoy seguro de que volverá a comer kebab… Y los hay muy buenos, además. Sigue comiendo, ¿eh?, los ha probado ayer y hoy. Me emociona mucho ver gente comiendo. Puedes explicarlo también aquí, comer es casi una tradición en España, hacer de la comida casi algo ceremonioso, una filosofía de vida, es un instante que me gusta mucho, de intercambio, de comunicación, de libertad. Es un momento en el que liberas algo y me emociona mucho. No me canso de ver una boca comiendo cuando come con apetito y me pregunto cómo voy a hacer para dejar de rodar eso y no irritar al espectador, porque es algo que todavía tengo muchos deseos de filmar. Quizá cambie de época, pero conservando siempre una pequeña escena, o diré que esa una reflexión sobre la manera de comer en aquella época. Tengo que encontrar una excusa.

A la hora de crear este universo íntimo, ¿cómo fue su proceso de dirección de actrices, sus juegos, su espontaneidad…?

Son momentos muy íntimos los que se muestran. Es difícil hablar de ello. Desde el punto de vista de trabajo, estas escenas las abordé como las otras. Para hacer una comparación más evidente, podría hablaros de las escenas de comida. Cuando les pido a los actores que coman, trato de que tengan ganas de comer. Lo que les propongo, espero que les guste y espero que tengan mucha hambre para filmarlo. Cuando hago una escena de comida, normalmente duran mucho porque cuando los actores ya no tienen hambre, lo dejo y lo retomo al día siguiente. Hago un poco lo mismo con las escenas de sexo, espero a que tengan ganas y cuando ya no tienen ganas lo dejo y lo retomo más tarde.

¿Esa forma de rodar no pone nerviosos a los productores?

Sí, mucho. Pero tengo la suerte de tener colaboradores que, aunque están muy nerviosos, me animan para que vaya hacia lo que siento.

¿Quería saber por qué le da tanta importancia al arte en la película y si cree que es uno de los motivos para que la relación entre las dos protagonistas se debilite?

Quizá no sea el arte lo que hace que su relación sea más frágil, son sus distracciones sociales las que hacen que sea frágil. Son diferentes aspiraciones, pero también condicionadas por lo que es cada una socialmente. Pero no es el arte en sí lo que las separa, es lo único que queda realmente de su relación. Cuando Adèle se va, lo que queda de su historia es una obra.

Adèle Exarchopoulos y Léa Seydoux en La vida de Adèle (2)

Adèle Exarchopoulos y Léa Seydoux en La vida de Adèle (2)

¿Cuándo veremos esos futuros capítulos de Adèle? ¿Están previstos?

Están como fermentando, es un personaje que tiene tantas posibilidades… Hay grandes cosas que nos ocurren de manera evidente en la vida, el amor, el nacimiento, los duelos, la pérdida de los padres, los viajes, los trabajos… Es un personaje que tiene tantas posibilidades que no es que sea fácil pero casi vienen solas las historias.

Y dado que tiene en mente un personaje tan diferente al de la novela gráfica, ¿por qué una adaptación y no un guión original desde el principio?

Tenía un guión, cogía un personaje de una profesora de francés que estaba inspirada por otro personaje de La escurridiza y que vivía pruebas en su vida, duelo, aventuras amorosas, pero no estaba satisfecho con este guión. La novela gráfica reavivó algo con este encuentro, el azar, era un tema que me interesaba mucho y que había abordado en La escurridiza, con un personaje que toma un camino, que al final se desvía, y este encuentro, un instante que transforma una vida. El cómic ha sido muy estimulante.

¿Por qué Adèle Exarchopoulos? ¿Qué vio en ella?

Espero que lo hayas visto… Cuando buscas una actriz para un papel, vas a pasar mucho tiempo con ella durante el rodaje, el montaje, y tienes que tener enfrente alguien de quien te puedas colgar de una manera muy fuerte y durante mucho tiempo.

5 comentarios

  1. Mr. Everdeen /

    A mi me encanto la pelicula, las tres horas pasan Volando. y exactamente, haces coneccion con Adèle y lo que le sucede..
    sin duda le doy 5 estrellas

  2. Graciela /

    La película es preciosa, la historia de Adele esta hecha desde el corazón y con un realismo que emociona, el personaje puede ser cualquiera de nosotros independientemente de la preferencia sexual, los primeros amores a esa edad se potencian a la felicidad más grande y al dolor más desgarrador, en cuanto al final lo agradecí mucho porque ante la fragilidad de su edad el personaje prometía ser fuerte, no podía ser de otra manera.

  3. cecilia /

    gracias totales director …

  4. Eliana V /

    200% recomendable.

  5. Angelica /

    Una pelicula preciosa y muy real …. las protagonistas excelente Lea y Adele las mejores .. al final llore … 🙂

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This