Niños grandes 2: Escotes, cameos, erupstorpedos, y un ciervo

Esta claro que Hollywood no vive su mejor época y muestra de ello es Adam Sandler (Sígueme el rollo), una de sus estrellas más taquilleras de los últimos tiempos que ha pinchado con las dos ultimas producciones de imagen real que ha protagonizado. Para ir a la seguro nos llega Niños grandes 2, secuela del éxito del verano de 2010. Si aquella era un cinta con un humor un poco trillado, con gracietas cien por cien americanas, esta secuela es un “sin sentido” que pretende atraer a las masas con su espectaculares escotes y su lista interminable de cameos.

David Spade, Adam Sandler, Chris Rock, y Kevin James en Niños grandes 2

David Spade, Adam Sandler, Chris Rock, y Kevin James en Niños grandes 2

El argumento de esta secuela no queda muy claro, tampoco nos interesa mucho, ya que Niños grandes 2 es como un programa de La hora de José Mota, pero con Adam Sandler, es decir, una sucesión de sketches que buscan la risa fácil o la carcajada en el espectador. Y es que no se si se han dado cuenta pero Sandler es como Santiago Segura, con el que compartió cartel en la versión española de Jack y su gemela (en otros países nuestra “figura” nacional no sale), pero en americano. Es muy “amiguete” de todo el mundo y todo el mundo esta loco por colaborar con él. En Niños grandes 2 se supone que el personaje que interpreta Adam Sandler ha regresado al barrio donde se crío. Allí, como no debe tener empleo, se dedica hacer “el gamba” con sus amigos. Sus amigos también tienen empleos pero no los deben apreciar mucho, pues se pasan todo el metraje de juerga con Sandler y sus hijos en la víspera de las vacaciones de verano. Sin venir a cuento en los aledaños de tan bonito barrio residencial, con lago incluido, hay una fraternidad universitaria (esto aun no me ha quedado muy claro), donde los descerebrados universitarios se enfrentaran a esta panda de “carrozas”. Apuntar también que se abusa mucho de un chiste bautizado como “erupstorpedo”, y ahí lo dejo.

En la dirección repite el “perla” de la primera entrega y otro amiguete de Sandler, Dennis Dugan (Zohan: Licencia para peinar), quien se limita a encuadrar las gracias sin ninguna gracia, y apostaría que incluso deja la cámara rodando y se va a tomar café, pues así lo denotan algunos planos donde no hay encuadre definido. Lo único reseñable es que ha sabido sacar mucho partido al “malaguita” (si, ese personaje de Torrente), versión americana que es ese ¿actor? llamado Taylor Lautner (Crepúsculo), quien demuestra que sabe hacer muy bien el saltimbanqui.

Salma Hayek en Niños grandes 2

Salma Hayek en Niños grandes 2

Otro tema que no quería dejar de lado es los españolismos que contiene la cinta, es decir, los chistes han sido traducidos usando referencias muy patrias como Niña Pastori, Falete, o Frank de la Jungla, para potenciar las risas en espectador nacional. Muy nefasto todo, en especial, cuando dos personajes se disfrazan del dúo musical alemán Modern Talking, y aquí en España, los traducimos como Los Pecos… lo dicho, NEFASTO.

Decía en la introducción espectaculares escotes, pues es lo que se pasan luciendo en la película todas las actrices que salen, desde Salma Hayek (Desperado) hasta Maria Bello (El bar Coyote), sin olvidarnos de la sensación de la cinta, la recién llegada a este negocio April Rose. Sandler vuelve a estar acompañado por Kevin James (Peso pesado), Chris Rock (Qué esperar cuando estás esperando), y David Spade (Los calientabanquillos), con la misma cara de la primera entrega y con la sensación de que más que una película están en una fiesta constante patrocinada por su buen amigo. La lista de cameos es más larga que la de cualquier entrega de Torrente. Muchas de ellos son figuras de la comedia americana vistas en otras cintas de Sandler, también hay una ex estrella del baloncesto, una ex estrella del Wrestling, un director de cine, un actor de cine independiente… e incluso la mujer y las hijas del propio Sandler.

En resumen, Niños grandes 2 es un comedia muy floja, donde los momentos graciosos se pueden contar con los dedos de una mano. Es un producto bastante lamentable donde se ve que los actores se han ido a correr una juerga de gastos pagados, y lo más triste de toda la cinta es que hasta incluye publicidad del próximo proyecto del estudio, Los pitufos 2 entre la propia trama, lo que apunta que han tenido más patrocinadores para la juerga.

Lo mejor: La secuencia con Jon Lovitz (Big) como protagonista, y esa pedazo de mujer llamada April Rose.

Lo peor: Los españolismos.

Puntuación: 2/10

Ficha artística y técnica

USA. Título original: Grown ups 2. Dirección: Dennis Dugan. Interpretes: Adam Sandler (Lenny Feder), Chris Rock (Kurt), Kevin James (Eric), David Spade (Marcus), Salma Hayek (Roxanne), Maya Rudolph (Deanne), Maria Bello (Sally), Steve Buscemi (Wiley), Taylor Lautner. Guion: Fred Wolf. Producción: Jack Giarraputo y Adam Sandler. Música: Rupert Gregson-Williams. Fotografía: Theo van de Sande. Diseño de producción: Aaron Osborne. Vestuario: Ellen Lutter.

Un comentario

  1. Cinéfilo /

    Corrección (en especial, cuando dos personajes se disfrazan del dúo musical alemán Modern Talking, y aquí en España, los traducimos como Los Pecos… lo dicho, NEFASTO.)

    No hacen de Modern Talking sino del dúo americano HALL & OATES si lo escuchas en VO se escucha claramente aunque no hace falta ya que se ve también claramente por la ropa y pelucas que llevan.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This