Legend: Errores por partida doble

Cuando una película se publicita de tal forma que lo más destacado de la misma sea que sale en pantalla Tom Hardy (Mad Max: Furia en la carretera) por partida doble, algo va mal ¿Es que acaso La red social no ponía también en pantalla a la vez a los hermanos Winklevoss? Pero dejando esto, Legend es una muy mala película. A parte de no contar nada durante sus 130 minutos, la película deambula entre la comedia y lo absurdo sin saber muy bien cómo ha llegado a ello. Brian Helgeland (Payback) nos regala una historia de gánsteres donde nunca vemos nada de gangster, sólo pequeños atisbos de lo que los hermanos Kray supusieron para Londres. Pero, habrá que esperar a que alguien indague algo más, porque Legend es una pérdida de tiempo importante.

Tom Hardy y Tom Hardy en Legend

Tom Hardy y Tom Hardy en Legend

Razonemos todo esto. Legend empieza con una secuencia en la que se supone que nos presenta a los dos personajes protagonistas, Reggie y Ronnie Kray, los gemelos a los que interpreta Hardy. Esta introducción, con voz en off incluida, simplemente nos pone la miel en los labios con lo que podríamos ver y sirve de excusa para colocar a los dos personajes en pantalla (y queda horriblemente mal). Todo lo que viene después ya no importa nada, y sólo esperas a que, en algún momento, Helgeland se saque de la chistera algún truco para poder soportar el sopor que ha realizado. Y eso nunca llega. Todo pasa muy rápido, no hay tiempo para pensar demasiado, la información vuela de lado a otro sin tiempo para cogerla y procesarla y las situaciones, que se supone que tendrían que ser dramática, se convierte en comedia de la buena.

Quizás todo esto también se debe a la narración.  Una voz en off nos va contando todo lo que vemos en pantalla. Seré un quisquilloso, pero de siempre me han gustado las historias que no contaban todo, que mostraban y era el espectador quien cogía la información según avanzaba el relato. Si la voz en off que pones en la cinta relata, punto por punto, lo que vemos en pantalla no ayuda para nada. Es información innecesaria, pues ya la tenemos en imágenes, no hace falta que me lo remarques con diálogo. Esto se puede llevar a Reservoir Dogs. Quentin Tarantino iniciaba su película con un diálogo sobre Like a Virgin y las propinas. Con esa escena mostraba a todos los protagonistas de la película y ya nos daba la información que necesitábamos, eran gangster que habían planeado o iban a planear un golpe. En Legend, esa escena hubiera tenido una voz en off para explicarte quien era cada uno, que hacía y que le deparaba el futuro.

Emily Browning y Tom Hardy en Legend

Emily Browning y Tom Hardy en Legend

De los actores destaca Tom Hardy, pues tiene una doble oportunidad para hacerlo, pero de ahí no saques más. El resto del elenco dejan mucho que desear, pues están desdibujados y la verdad es que nos importa bastante poco lo que les suceda a cada uno de ellos. En definitiva, Legend es una película aburrida, mal hecha y con un guión muy propio de una cinta que tendría que haber salido directamente a DVD o VOD. No lo ha hecho por que Tom Hardy está detrás, sino, no sé yo. Una pérdida de tiempo.

Lo mejor: Tom Hardy como Reggie

Lo peor: Todo. Tom Hardy como Ronnie.

Puntuación: 1/10

Ficha artística y técnica

USA, Reino Unido y Francia. Dirección: Brian Helgeland. Intepretes: Tom Hardy (Ronald Kray/Reggie Kray), Emily Browning (Frances Shea), Taron Egerton (Mad Teddy Smith), Christopher Eccleston (Nipper Read), David Thewlis (Leslie Payne), Chazz Palminteri (Angelo Bruno), Colin Morgan (Frank Shea). Guion: Brian Helgeland; basado en el libro “The profession of violence”, de John Pearson. Producción: Tim Bevan, Chris Clark, Quentin Curtis, Eric Fellner y Brian Oliver. Música: Carter Burwell. Fotografía: Dick Pope. Montaje: Peter McNulty. Diseño de producción: Tom Conroy. Vestuario: Caroline Harris.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This