Las sesiones: La alegría de vivir

Pocas veces podemos ver películas con una carga dramática imponente, que gracias a unos toques de humor aquí y allá nos hacen salir de la sala pensando que el mundo puede ser un lugar maravilloso a pesar de sus crudezas. Las sesiones, al igual que películas como la francesa Intocable, se enmarca en ese “genero” de dramas de buen rollo, y se convierte en una cinta de obligada visión gracias al buen hacer de sus dos protagonistas, John Hawkes (Martha Marcy May Marlene) y Helen Hunt (Mejor… imposible).

Helen Hunt en Las sesiones

Helen Hunt en Las sesiones

Basada en la historia real de Mark O´Brien, un periodista y poeta con polio que esta postrado en una cama permanentemente y necesita estar asistido por un pulmón artificial, es contratado para escribir un articulo sobre sexo y minusválidos. Tras meditar sobre el tema, él mismo se dará cuenta de que aun no ha practica sexo a su edad por lo que recurrirá a los servicios de una terapeuta. La película no cae en el morbo fácil, y se limita a contar el capítulo más simpático de la vida de O´Brien. Es cierto que la cinta puede recordar en muchos momentos a Mar adentro de Alejandro Amenábar, y es que ambos personajes tiene una pasión común, las mujeres.

El apenas conocido Ben Lewin (Golpe de suerte), curtido en la televisión, firma la cinta con mucho encanto. Lewin muestra el día a día de O´Brien con mucha tranquilada y como si filmara la de cualquier otro, es decir, no se para a mostrarnos detalles para que sintamos lastima o pena, sino que limita a contarnos esta tierna historia. A la hora de las escenas más explicitas no ha sido parco en imágenes, mostrado a los personajes principales en todo su esplendor, atentos al cuerpo que aun luce Helen Hunt a sus casi 50 años. Ben Lewin también da un ritmo imparable a una cinta donde lo que realmente cuenta podría resultar monótono y repetitivo. Sus 95 minutos se pasan en un suspiro.

John Hawkes en Las sesiones

John Hawkes en Las sesiones

El gran acierto de la cinta es su pareja protagonista. John Hawkes lleva años en la profesión dando buenas muestras que es un actor todo terreno. Aquí a pesar de tener un personaje muy dramático muestra una vis cómica desconocida hasta el momento en todas sus interpretaciones. Es una apuesta segura para los candidatos a mejor actor en la próxima edición de los Oscar. Helen Hunt, por su parte, es una mujer que no vemos con la regularidad que nos gustaría en la gran pantalla, pero en Las sesiones vuelve a demostrar que sabe muy bien que papeles escoger. No tiene miedo a nada, ni a mostrar su cuerpo totalmente desnudo cada vez que la secuencia lo requiere. También hay que nombrar a William H. Macy (Fargo) interpretando a un sacerdote muy especial y al que nos hubiera gustado ver más minutos en pantalla intercambiando frases con Hawkes. La guapísima Moon Bloodgood (Terminator Salvation) también tiene un pequeño papel en la cinta, donde demuestra que no solo es una “tía buena”, más que nada por que sale afeada y casi irreconocible.

En resumen, Las sesiones es una cinta de obliga visión, que no va dejar indiferente a nadie, incluso a aquellos que carecen de corazón. Para nada nos encontramos ante un drama lacrimógeno de media tarde, sino antes una cinta que nos da más ganas de seguir adelante con nuestras vidas a pesar de las adversidades.

Lo mejor: John Hawkes.

Lo peor: Va a ser muy comparada con Intocable cuando realmente no tiene nada que ver.

Puntuación: 9/10

Ficha artística y técnica

USA. Título original: The sessions. Dirección: Ben Lewin. Interpretes: John Hawkes (Mark O’Brien), Helen Hunt (Cheryl), William H. Macy (padre Brendan), Moon Bloodgood (Vera), Annika Marks (Amanda), Rhea Perlman, W. Earl Brown (Rod), Robin Weigert (Susan), Blake Lindsley (Dra. Laura), Ming Lo (Clerk). Guion: Ben Lewin; inspirado en el artículo “On seeing a sex surrogate”, de Mark O’Brien. Producción: Judi Levine y Stephen Nemeth. Música: Marco Beltrami. Fotografía: Geoffrey Simpson. Montaje: Lisa Bromwell. Diseño de producción: John Mott. Vestuario: Justine Seymour.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This