Eliminado: El asesino del product placement

El cine de terror parece que se estanca. Desde hace mucho tiempo este tipo de cine se mueve entre las películas de fantasmas, las posesiones o los asesinos en serie. Nunca intentan darle un matiz más allá de los sustos. Por eso cuando llegan cintas como Babadook o It Follows uno cree que aún hay esperanza. Pero no. Luego llega Eliminado y toda esa sensación de renovación se tira por la borda. Eliminado es otra de esas películas que tendrían que haber ido directamente al mercado domestico. No tiene actores famosos. No tiene una idea extremadamente original. Y para colmo es la cinta que compite con Transformers en lo que a product placement se refiere. Eliminado es aburrida, mala y ni siquiera sus ochenta minutos hacen que el tiempo se pase rápido.

Shelley Hennig, Moses Storm, Renee Olstead, Will Peltz y Jacob Wysocki en Eliminado

Shelley Hennig, Moses Storm, Renee Olstead, Will Peltz y Jacob Wysocki en Eliminado

Al igual que ocurriera con Project Alamanac, Eliminado está pensada y hecha para satisfacer las necesidades de entretenimiento (aunque la cinta entretenga lo mismo que ver caer gotas por los grifos) y de pasar “miedo” (y si es en pareja, mejor). El resto mejor que se abstengan de asistir a ver una película de terror donde el primer susto tiene lugar cuando la cinta lleva casi una hora de película (y dura hora y veinte). Y es que Eliminado podría haber dado más con la premisa: Unos amigos hablan por Skype y un trol se introduce en su conversación asesinando uno a uno a los miembros del grupo si no reconoces la verdad sobre el asesinato de una de sus antiguas amigas. Hay la premisa, luego la estupidez del guión es otra cosa.

Y es que el guión, los diálogos y la involución de los personajes es de traca. Hacer un guión para jugar a Open Windows pero sin los miles de movimientos que tenía esta debía ser fácil. Pues no. Las miles de pantallas que se abren ante nosotros con información es excesiva. Además, muchas de ellas únicamente se abren para lo que he dicho antes, el product placement. Youtube, Google, Spotify, Skype o Chatroullete son algunas de las marcas que se ven. Y después de esto entran en escena los diálogos. Absurdos, estúpidos y sin sentido. Discusiones de amores en medio de la crisis, cabreos porque pasa de contestar o creer que es una broma de mal gusto cuando estas viendo por la pantalla de Skype que tu chico no hace nada ¿En serio? Desconexión de cerebro inminente. Y es que los personajes en vez de evolucionar, involucionan haciéndose más tontos a la vez que la cinta avanza.

Shelley Hennig y Moses Storm en Eliminado

Shelley Hennig y Moses Storm en Eliminado

Eliminado es una de esas películas que no se como ha llegado a estrenarse en una sala de cine. Su lugar es el Blu-Ray, DVD, o video bajo demanda, porque la película no tiene la calidad suficiente ni como película ni como entretenimiento dignos de quitar copias a otras películas que seguramente merezcan más que esto. Insulsa, aburrida, mala y sin alicientes para recomendarla. Muy mala.

Lo mejor: La musiquilla de la llamada de Skype

Lo peor: El guión y la estupidez de los protagonistas.

Puntuación: 2/10

Ficha artística y técnica

USA. Título original: Unfriended. Dirección: Levan Gabriadze. Interpretación: Shelley Hennig (Blaire Lily), Mosses Storm (Mitch Roussel), Courtney Halverson (Val Rommel), Heather Sossaman (Laura Barns), Renee Olstead (Jess Felton), Will Peltz (Adam Sewell), Jacob Wysocki (Ken Smith). Guion: Nelson Greaves. Producción: Timur Bekmambetov y Nelson Greaves. Fotografía: Adam Sidman. Montaje: Parker Laramie y Andrew Wesman. Diseño de producción: Heidi Koleto. Vestuario: Veronika Belenikina.

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This