Calle Cloverfield 10: ¿Monstruoso 2?

El caso de Calle Cloverfield 10 es un poco peculiar. Los productores J.J. Abrams (Star Wars: El despertar de la fuerza) y Matt Reeves (El amanecer del planeta de los simios) querían hacer una secuela de Monstruoso, pero andaban escasos de tiempo e ideas, así que se apuntaron al carro de Valencia (titulo que recibió la película en primera estancia) cuando ya estaba todo en marcha. El caso es que la productora principal quebró y Abrams y Reeves recogieron el producto casi acabado y le dieron ese halo de misterio que rodea a todos sus producciones, convirtiendo a esta producción en la ansiada ¿secuela? que no terminaban de parir. Pongo entre interrogantes lo de secuela, pues es el espectador el que finalmente juzgará si es una secuela o no, de aquel “found footage” llamado Cloverfield y conocido en nuestro país como Monstruoso.

Mary Elizabeth Winstead en Calle Cloverfield 10

Mary Elizabeth Winstead en Calle Cloverfield 10

“Los monstruos tienen muchas formas”, este es el slogan de Calle Cloverfield 10 y no necesitan saber nada si quieren se sorprendidos. El guión funciona, la historia, sus giros, y sus personajes también, de hecho hay un par de giros bastante sorprendentes e interesantes. Esta claro que estamos en una cinta de cierto corte fantástico, por lo que algunos giros resultan algo tramposos, pero funcionan y entretienen, que es de lo que realmente se trata. El guión firmado por los debutantes Josh Campbell y Matthew Stuecken y que fue apuntalado por el director Damien Chazelle (Whiplash) cuando Abrams y Reeves se adueñaron del producto, puede pecar de dar demasiadas respuesta en su epilogo, pero debido a las quejas que hubo en Monstruoso y en la serie Perdidos, J.J. parece quiere que todo quede bien atado, y por supuesto con la puerta abierta para una nueva entrega.

Tras la cámara encontramos a otro debutante, Dan Trachtenberg, quien sabe sacar mucho partido a los escasos espacios donde se narra Calle Cloverfield 10. También el uso que hace de tensión y la atmósfera es bastante interesante. Los momentos en los que Mary Elizabeth Winstead (Matar al mensajero) y John Goodman (Navidades, ¿bien o en familia?) comparten duelo interpretativo son bastante reseñables. No citamos nada en concreto para no revelar sorpresas.

 John Gallagher Jr., Mary Elizabeth Winstead y John Goodman en Calle Cloverfield 10

John Gallagher Jr., Mary Elizabeth Winstead y John Goodman en Calle Cloverfield 10

Si apuntaremos que Goodman esta indiscutible interesante en la película. El orondo actor resulta inquietante a la par que convincente con sus argumentos, algo que resulta imprescindible para que la trama que se crear alrededor de ese bunker funcione. Por su parte, Winstead consigue estar a la altura de este y darle la replica perfectamente. Quizá en los minutos finales este demasiada exagerada, pero es que el epilogo de la cinta se puede considerar otra película en si misma. El tercero en esta teatral representación es John Gallagher Jr. (Las vidas de Grace), correcto y consciente de que Goodman y Winstead son los que realmente mantienen el peso de la cinta.

En resumen, Calle Cloverfield 10 es una propuesta interesante y arriesgada, pues plantea un juego de intrigas que en algunos momentos requieren de un esfuerzo típico de la ciencia ficción de serie B, a lo que muchos espectadores no están acostumbrados. Su epilogo resultará necesario para muchos, pero personalmente creo que es un error, la imaginación produce más horror que una respuesta correcta e interesante pero innecesaria.

Lo mejor: El ritmo, la tensión de ciertas secuencias, el duelo interpretativo entre Goodman y Winstead… es un producto de entretenimiento perfectamente elaborado.

Lo peor: El epílogo que da explicación a todo y no deja nada a la imaginación.

Puntuación: 8/10

Responder

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Share This